19 de marzo de 2010

Orillas

Párate a escuchar el mar. No entiendo cómo puedes pasear junto a la orilla y no salir convertido en una persona diferente con cada marea que te moja los pies descalzos. Todo es y no es igual. Nunca es la misma orilla. Ni tú cuando pisas la arena eres el mismo de ayer. Cada día te acercas con un nuevo peso de experiencias, desengaños o alegrías. Aun así, no olvides nunca que tu huella, por muy profunda o somera que se grabe, estará siempre condenada a desaparecer. El mar no deja de ser a todas horas la metáfora más cercana a nuestra propia existencia.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

" Nació con el don de la risa y con la intuición de que el mundo estaba loco. Y ese era todo su patrimonio. "

Rafael Sabatini.

http://www.youtube.com/watch?v=t3NAumo4BQI

Editor dijo...

Una cita que suscribo; un canción, y, sobre todo, un cantante imprescindible. Grande Aute, una voz que siempre nos escribe divinamente el pasado. Un abrazo

Sílice dijo...

Leí los poemas y ¿díme? ¿por qué titulaste uno "saudade"? Qué conste que sé lo que querías expresar y además uno puede ponerle a sus poemas el título que quiera, pero me llama la atención, y además al leerlo en voz alta(culpa mía, por supuesto)me resultaba difícil y me equivoqué.
El poema me pareció bello y el del Aguardiente genial. ¡Claro que todo lo que tú escribes me "llega".
Un abrazo, y si no te importa que no los lea suficientemente bien, mándame más cuando quieras.

Editor dijo...

Muchas gracias, Inma. Saudade era por el estado de ánimo que me sugería la tarde gris, la arena negra y el final del día. Es esa melancolía que no llega a entristecerte y que tanto debemos los canarios a nuestros ancestros portugueses. Trataré de mandarte nuevos poemas. Un abrazo

Anónimo dijo...

En un juego de químicas geometrías y en el vaivén
siempre cambiante de mi azarosa vida enriquecida
de amarguras, y pensar que ayer la vida era un
coctel de los mas agrdulces licores

De repente siento que me faltan palabras propias
y el lenguaje usado por los grandes sube como una
mano helada arañándome el aliento, pero sobre todo
moviéndose como una marea asfixiante

Me hago un ovillo y giro en la redondez del mundo
olvidando el equilibrio simétrico de los dias y
las palabras y el debe ser conjugado en un pasado
que ya no es y en un futuro que no existe

Porque si el pasado y el futuro existen, yo quisiera
saber en donde están, porque si no están aquí, no son
el pasado es pasado, y lo pasado ya paso, ya fue y ya
no puede ser y si es futuro tampoco es porque no esta
aquí, y nadie puede saberlo si sera, porque no ha pasado
y nadie puede adivinar si pasara

Para mi lo único lógico y posible es que ni pasado ni
futuro existen, solo existe el presente que esta aquí
y es, entones porque preocuparme por lo que ya fue
o por lo que tal ves nunca sera.

¿Pero usted se ríe? si lo se, divagar como divago, sin
ton ni son, sobre el pasado, el presente y el futuro es
cosa solo de locos, y tal ves lo soy, pero no tema que mi
locura por desgracia no es contagiosa, sabe nací insana con
grandes periodos de cordura horrible, ya lo he superado

¿se ríe usted de nuevo? por lo demás vale la pena escribir
solo por el placer de hacerle reír, y sentir que mi presente
esta lleno de mis posibilidades, las reales las que siento y
las que toco, para volver a montar mi vida en la dimensión
de lo que son mis realidades

Tristes, mas tristes que antes porque algo se sigue fugando
en la misma fuga de siempre, si yo pudiera querer como ayer
sin presentir que el amor de los hombres por las mujeres, no
es un muro a cuyo amparo nos podemos refugiar, si no un
obstáculo que debemos de librar para vivir

Se anticipa la desnudez del sol al canto de los gallos ciegos
enmudeciendo hasta el ultimo de los grillos, ¿Quien sabe a
donde se dirige la ambulancia que percibo entre el lamento
de la luna nueva y este mar oscuro gris metal? y te encuentro en lo mas profundo
de mi soledad

Huyendo como las vastas sombras de la devastación de la luz
del sol, y el exterminio de mi eterno insomnio, dibujando palabras
para extender silencios como los de Neruda, cuando dos personas
que se aman chocan, no se mezclan, se rompen.

¿Dime vida? ¿Que horrible bestia fui en otra vida?
¿Dime vida que abominable crimen cometí? para que me castigues
vida tanto y tan duramente, son tan rigurosos y constantes tus
castigos, que tengo miedo y pena de saberlo, espera vida, no me
digas ya nada

Solo cobrate todo de una ves vida, y sal ya de mi, ni tu me quieres
ni yo te quiero, vida estamos en paz, declaremos un honroso empate
y acabemos de una ves con esta penosa función, a ti vida te toca
bajar el telón

http://www.youtube.com/watch?v=Tmrp5FtWC30